Emilio
Diseñofilia

Regresar al RSS (no quiero algoritmos para leer noticias)

Leí el siguiente artículo en: https://www.xataka.com/servicios/que-creo-que-momento-volver-al-rss-no-quiero-que-ningun-algoritmo-maneje-mi-dieta-informativa

Aunque no estoy deacuerdo en todo, por ejemplo usaba Feedly para leer los RSS pero otra vez Feedly me sugiere otros canales en base a mis "preferencias" es decir otro algoritmo más auditándome, entonces cerré mi cuenta de Feedly y me puse a buscar algún cliente para RSS y lo tenía en mis propias narices, el lector de correos Thunderbird también es un lector de RSS!!

Cliente de correo Thunderbird como lector de RSS

Aquí les comparto la nota completa (sin comerciales ni algoritmos de seguimiento o análisis de visitas):

Dar un paso atrás. Esto es lo que posiblemente puedes creer si te hablo de volver a utilizar los feeds RSS hoy, en una época en la que las redes sociales han conquistado a casi todo el mundo como método para consultar las noticias. Pero cada vez queda más claro que las redes sociales, aparte de añadir contenido que no hemos pedido, controlan la información que nos llega.

Por ese motivo creo que no es raro ver cómo algunas personas quieren volver a recibir sus noticias "en crudo", sin ser seleccionadas o descartadas por ningún algoritmo presente en las redes sociales para intentar aumentar las visitas a algo en concreto. Hay varias alternativas para eso, pero la que siempre ha estado allí es la de los feeds RSS.

Los RSS, como el de Xataka mismo, se basan justo en lo que me gustaría recuperar: se limitan a mostrar una lista cronológica de noticias que se publican en un medio en concreto, y hay portales que incluso los personalizan creando suscripciones a RSS de sólo ciertas categorías. Aparte de esa posible clasificación, no hay nada aparte de la pura cronología que ordene o haga criba de lo que recibimos. Hay canales alternativos que funcionan con el mismo objetivo, como los canales de Telegram o los boletines de correo

Hay canales alternativos que también han nacido (o se han reinventado) para cumplir el mismo objetivo. Muchos medios empiezan a mostrar también su información de forma cronológica mediante canales de Telegram, como por ejemplo nuestro propio canal de Xataka.

También podemos mencionar los boletines de correo, aunque aquí ya habría que diferenciar entre aquellos que son una selección de noticias que nos genera una o varias personas y aquellos que se limitan a recopilar automáticamente las noticias que se han publicado en el medio. Este último caso es el de Xataka, puedes comprobarlo suscribiéndote al boletín desde el menú de la web.

¿Pero está volviendo la gente a los feeds RSS o a estos otros métodos? He preguntado a varios de mis compañeros sobre cómo suelen seguir las noticias y qué servicios o herramientas utilizan, para ver cómo acceden ellos a la actualidad. Y me he llevado una buena sorpresa, porque entre nosotros hay todo tipo de usos y opiniones. El uso que se le da a los RSS depende muchísimo de los gustos de cada persona.

El RSS para escapar de la actualidad frenética de las redes

Nuestro compañero Javier Lacort dejó de utilizar los feeds RSS durante un par de años, pero en 2017 los resucitó para evitar perder contenido interesante entre todo el ruido que puede haber en Twitter:

En Twitter puedo ver una URL de una misma noticia veinte veces acompañada del mismo titular de comentarios y valoraciones de cada usuario. Sobre todo si es una
exclusiva o afecta al nicho en el que me encuentro. Si entre medias alguien comparte un contenido interesante pero menos polémico, suele perderse y no se lleva la atención. Por eso uso Feedly: leo titulares en orden cronológico y elijo. No se repiten, no hay un debate generado, no hay prevalencia de unos frente a otros.

Javier también puntualiza que en Twitter puedes sentirte "empujado" a informarte de temas que no te interesen demasiado, pero que al fin y al cabo forman parte de la agenda del día y que por lo tanto hay que leer para no quedarte atrás y "no salir en la foto". Prefiere poder leer los titulares de ese tema de forma cronológica, donde también se le puede dar continuidad a un asunto sin que opaque tanto al resto de noticias. "En temas ubicuos todo el mundo quiere tener algo que decir, aunque sea republicar un meme".

El RSS con las redes sociales como apoyo

Feedly es el cliente RSS más popular ahora mismo, pero lo es mucho menos que Google Reader en la era pre-redes sociales.

El objetivo original de los RSS, que es no tener que abrir todas las webs de las que queremos leer sus novedades, sigue vigente. Nuestro compañero Álex Cánovas utiliza la versión gratuita de Feedly para consultar las novedades de 20 o 30 páginas web, y también comenta que usa Feedly porque es el servicio RSS más parecido al difunto Google Reader. "Si no tuviese los RSS me faltaría algo ahora mismo con lo que poder ver de un vistazo lo que están diciendo un puñado de medios sin tener que visitar sus portadas una a una".

Pero no es la única fuente con la que se informa: Álex también utiliza algunas listas de Twitter para informarse más rápido de lo que dicen algunos "insiders" del mundo de la tecnología que suelen enterarse antes de noticias importantes. Termina suponiendo que "es una cuestión de costumbre" y que más que hacer cambios bruscos en el modo de leer noticias se trata de ir probando poco a poco "nuevas vías" dentro de la rutina.

Carlos Roberto y Arantxa Herranz coinciden usando Feedly como fuente principal y Twitter como simple apoyo que aporta más rapidez. Carlos defiende el seguir usando los feeds RSS porque con ellos "le es más fácil mantener un control y llevar un hilo" de las novedades que vayan apareciendo. Para él, ese control con las redes sociales no es posible.

En el caso de Arantxa, el argumento es que el mundo de la tecnología es tan amplio que le resulta más fácil "agruparlo todo por temáticas" y focalizar las búsquedas de forma más eficiente. También le da la ventaja de poder recuperar cosas de días pasados, ya que en las redes sociales queda enterrado demasiado rápido. Uno de los argumentos a favor del RSS: "no quiero que nadie o nada decida lo que mostrarme"

Javier Jiménez también hace algo parecido: sigue fiel desde siempre a los RSS pero se apoya en las redes sociales para ver lo que figura en los trending topics: "equilibro un poco las dos dimensiones: la base y lo que "pita"". El principal motivo por el que hace esto es porque "tiene que tener un pie en cada mundo" si quiere tener una perspectiva global de la actualidad del mundo de la ciencia, que es la temática con la que más trabaja:

En la mayoría de campos que sigo, los ritmos mediáticos están separados de los ritmos de trabajo. A veces, muy radicalmente. Eso se traduce en que podemos tener muchos grupos investigando un asunto durante años por debajo del radar mediático y que, de repente, su tema se vuelva viral por cualquier motivo. El problema con los asuntos técnicos es que, cuando se hacen virales, ya no tienes tiempo para entenderlo en profundidad.

Nuestro editor de vídeo Pedro Santamaría lo tiene bien claro: menciona que siempre defenderá los RSS porque no quiere que "nada o nadie decida" qué mostrarle, aunque hay varios medios que introducen anuncios o promociones en los propios feeds. Y es en parte por ese motivo que Cristian Rus utiliza un cliente llamado Inoreader con el que puede colocar todo tipo de filtros que no dejen pasar ese contenido.

Cristian valora el que los RSS indexen todo el contenido de un medio como una ventaja y un inconveniente al mismo tiempo. Para él no todo el contenido que publica un mismo portal es relevante, y establece su propio filtro personalizado con esos filtros. Requiere su trabajo y hay diferencias entre cada medio, pero al final queda una lista de feeds "limpia" y con simplemente las noticias que quiere leer.

El RSS como sustitutivo puntual

lex Ferrero nos da otra alternativa de uso con los RSS: tenerlos sólo para un tipo de contenido determinado. En su caso los tiene para segur algunos webcómics, mientras que recurre a Twitter como herramienta informativa. Eso es algo a lo que yo mismo también he recurrido para algunos cómics, ya que sus cuentas sociales añaden demasiado ruido y un servidor sólo quiere ser notificado cada vez que haya nuevas páginas.

Álex aprovecha la ocasión para quejarse sobre cómo muchas webs no son "feed friendly", viéndose obligado a abrir páginas de navegador igualmente cuando antes podías leerlo todo tranquilamente desde el propio lector de feeds. Echa de menos los días en los que no salías de Google Reader.

El RSS como herramienta del pasado

El último caso es aquél en el que los RSS ya no se utilizan en absoluto, y es donde entra un servidor y el compañero Javier Pastor. Javier le dio una oportunidad a Twitter tras comprobar que los medios empezaban a valorarlo como un medio de difusión, y que muchas noticias llegaban antes a Twitter que a ser publicadas como artículos.

Es cierto que han aprovechado para contaminar sus feeds con temas antiguos o promociones, pero en general el comportamiento de Twitter es para mí más dinámico. Puede que esa parte de trabajar también en el móvil con las notificaciones sea relevante para otros usuarios, pero en mi caso mi uso de Twitter es sobre todo en el escritorio, y como digo lo uso para descubrir temas, ideas y reflexiones (más de medios que de personas) que me inspiren a su vez temas, ideas y reflexiones para mi propio trabajo.

Javier Admite que los algoritmos son los que ahora mismo controlan la información que leen los usuarios en Twitter, pero que aún con el orden puramente cronológico de los RSS se ha acostumbrado demasiado a la interacción "mucho más natural y rápida" con Twitter.

Emilio